El Banco Mundial prevé que la crisis de liquidez se mantenga durante el 2008


 

La economía mundial crecerá un 3,3% en 2008, tres décimas menos que en 2007, por los efectos de la crisis económica en EE UU y la crisis de liquidez en los mercados financieros que, lejos de desaparecer, se mantendrán en 2008, según el diagnóstico del Banco Mundial.

Los países desarrollados han encontrado un bálsamo idóneo para curar sus enfermedades en el terreno financiero en las economías emergentes. Éstas crecerán por encima del 7% en 2008 y servirán como elemento compensador de la menor expansión de las grandes potencias mundiales, lastradas por el fantasma de la recesión en EE UU y por la crisis de liquidez presente en los mercados desde el pasado mes de agosto.

Este es el diagnóstico presentado ayer por el Banco Mundial dentro de su informe sobre perspectivas económicas mundiales, en el que asegura que el PIB mundial crecerá una media del 3,3% en 2008, tres décimas menos que doce meses antes, mientras que el de los países en vías de desarrollo seguirá fuerte, pese a descender dos décimas, y aumentará por encima del 7%.

La situación de equilibrio entre la desaceleración de los países desarrollados y el empuje de los emergentes se mantendrá a lo largo de este año ya que, según la institución, aún permanecen un gran número de riesgos para las economías desarrolladas. Entre ellos destacan las turbulencias financieras derivadas de la crisis de liquidez en los mercados que, lejos de desaparecer, se mantendrán en 2008.

El estudio advierte de que el riesgo de quiebra de un banco o un sistema financiero no puede ser totalmente descontada durante este año. ‘De hecho los problemas financieros se pueden incrementar rápidamente si los precios de las viviendas siguen cayendo en EE UU, lo que puede provocar una recesión, más bajadas de tipos de interés y un mayor debilitamiento del dólar frente al euro’, puntualiza Andrew Burns, autor del informe.

El Banco Mundial incluye a los países en vías de desarrollo en la lista de los principales damnificados en caso de una recesión en Estados Unidos. ‘El endurecimiento de las condiciones de financiación derivado de una recesión tendría efectos inmediatos sobre la inversión y el crecimiento en los países con ingresos medios’, apunta. Mucho más demoledoras serían las consecuencias en los países menos desarrollados que, según la institución, ‘se verían claramente perjudicados por una menor demanda internacional de materias primas, lo que les obligaría a bajar los precios de sus exportaciones y a prescindir de importantes flujos de comercio’.

Si este escenario se produce, el informe advierte sobre la aparición de un nuevo repunte inflacionista, como consecuencia de la subida de precios en los mercados de materias primas (las economías emergentes intentarían recuperar vía precios parte de lo perdido por las menores ventas). Algo poco deseable en un momento en el que la inflación está llegando a máximos en varios años en algunas regiones por el aumento de los precios de algunas materias primas, como los cereales, o el fuerte repunte del precio del barril de petróleo, que por primera vez en la historia ha superado los 100 dólares. En la zona euro, los precios han subido un 3,1% en diciembre, el máximo en los últimos seis años.

En el crecimiento de los países en vías de desarrollo han jugado un papel fundamental, por este orden, China, India y Rusia, que han incrementado de forma significativa su producción. Según el Banco Mundial, China seguirá creciendo por encima del 10%, pese a los intentos del gobierno por evitar un recalentamiento de la economía. Le siguen India, cuyo PIB aumentará en tasas del 8,5% en 2008 y 2009, y Rusia, cuyas reservas de gas le garantizan que seguirá creciendo más que la economía mundial, entre un 6% y el 7% anual.

El FMI cambia el método de estimación

El Fondo Monetario Internacional hizo público ayer un nuevo sistema para calcular el crecimiento económico mundial, lo que provocó una rebaja de medio punto (del 5,2% al 4,7%) sobre su última estimación de crecimiento para 2007. La principal responsable de esta revisión a la baja ha sido la economía china, que creció un 10,9% frente al 15,8% previsto en octubre.

Podéis acceder al informe completo desde el siguiente enlace: Global Risks 2008

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: